Venezuela comienza a perseguir por decreto a opositores